miércoles, 17 de abril de 2013

Sobre administración central

Aprueba el CU la integración de nuevas direcciones, coordinaciones y jefaturas


Crean en la UAG 51 nuevos cargos; aumentan de 84 a 135

Se incrementará 5% el pago de nómina, informa el secretario general, Rogelio Ortega Martínez
MARGENA DE LA O
Chilpancingo, 16 de abril.
Los compromisos que le acarreó la candidatura de unidad al rector de la Universidad Autónoma de Guerrero (UAG), Javier Saldaña Almazán, los libró con aumentar los cargos en la administración, aunque eso significará elevar la nómina de la universidad, históricamente con problemas presupuestales.
El viernes 12 de abril, el Consejo Universitario, máximo órgano de la UAG, aprobó la restructuración del cronograma y la creación de nuevas direcciones generales, coordinaciones y jefaturas de área en la administración central.
De acuerdo al nuevo esquema, la administración central pasó de 84 a 135 cargos, desde rector hasta jefaturas de área, con cinco coordinaciones de reciente creación.
En las áreas que dependen directamente de Rectoría, se adecuaron nuevos cargos, se sustituyeron unos por otros e incluyeron otros, como los dos que estarán bajo la titularidad del abogado general de la UAG, Roberto Rodríguez; además de la Coordinación de Jurídicos, dependerán la Unidad Legislativa y la Comisión de Transparencia, Rendición de Cuentas y Fiscalización, que dirigirá Arturo Miranda Ramírez, dirigente de la corriente de ACNR.
De la Secretaría General, cargo que ocupa Rogelio Ortega Martínez, ya nombrado formalmente por el rector el 8 de abril, dependerán seis direcciones generales, una más que en la administración pasada. Aunque las actuales direcciones que se desprenden de las generales son menos en número al cronograma anterior, se crearon cinco nuevas coordinaciones con funciones que anteriormente se resumían en jefaturas de áreas.
Ortega Martínez milita en el Movimiento Innovador por la Reforma y la Academia (MIRA), que junto con otras cuatro corrientes, como la Asociación Cívica Nacional Revolucionaría (ACNR), crearon el Gran Frente Universitario (GFU), bloque opuesto en los dos últimos rectorados del Frente por la Reforma Democrática de la UAG (Fredeuag), grupo político de los últimos tres rectores, incluido Saldaña Almazán.
En el GFU, también coincide y milita Berenice Illades Aguiar, quien encabezará la Dirección General de Posgrado e Investigación. Ángel Carrillo Chora, del mismo grupo bloque con una fracción de la corriente Compromiso Guerrerense Universitario (CGU), será director general de Extensión Universitaria.
Nicolás Pineda tendrá la Dirección General de Recursos Humanos, y José Luis Aparicio, la Dirección General de Docencia; la Dirección General de Planeación, y la Dirección General de Administración y Finanzas, aún son razón de un debate interno en la UAG. A Fernando Jiménez, de lado del Fredeuag, quien fue coordinador de campaña del rector, le dejaron el cargo de coordinador de asesores, función relacionada a la de cerebro político.
Las nuevas coordinaciones de la UAG son: Coordinación de Infraestructura, de la que dependerán la Dirección de Construcción, la Dirección de Servicios Generales, y la Unidad de Protección Civil, que a su vez tendrán bajo su tutela siete áreas:Coordinación de Identidad y Relaciones Públicas, de la que dependerá la Dirección de Comunicación Social y la Dirección de Identidad e Imagen, con áreas de Radio y Televisión, Servicios Audiovisulaes, Prensa, Medios Alternativos, Publicaciones y Relaciones Públicas y Diseño. Antes, todas esas funcionen se hacían únicamente en la Coordinación de Prensa y Relaciones Públicas.
La Coordinación de Universidad Virtual la dirigirá Felicidad Bonilla, que tendrá a su cargo las áreas de Programas y Profesionalización, Producción de Materiales Educativos, y Gestión de Proyectos a Distancia. Hasta el momento se desconoce que la UAG tenga un proyecto de Universidad Virtual.
“El rector ya declaró que sólo se desfragmentarán algunos puestos, por ejemplo, agregó la funcionalidad de televisión, la Coordinación General de Identidad y de Relaciones Públicas; las áreas de Comunicación se integran en una sola estructura para una mejor funcionalidad”, declaró a un medio impreso de la capital Agüero Mancilla.
Saldaña Almazán anunció que pretende convertir a Radio Universidad (XEUAG) en Radio y Televisión Universitaria. Uno de los cargos pendientes es precisamente el de Radio Universidad, al que ya se apuntaron Margarito Gallardo Analco y Víctor Wences Martínez. El primero ya fue director en la administración de Arturo Contreras Gómez, y el segundo en el rectorado interino de Alberto Salgado Rodríguez; 12 de los 16 trabajadores de la radio entregaron a los reporteros una minuta en apoyo de Wences Martínez.
En los corrillos universitarios se conoce que el rector otorgó 45 días de plazo a sus nuevos colaboradores, después de designarlos, sobre todo a aquéllos de áreas de nueva creación, para que elaboren su manual de funciones, es decir que la UAG abrió nuevos espacios sin pisar su funcionalidad.
La nómina universitaria
Ortega Martínez reconoció, según difundieron algunos medios, que la ampliación de la estructura de la administración universitaria incrementará la nómina de 3 a 5 por ciento, pero, aseguró que eso ya lo previeron en el presupuesto de este año. “Por supuesto que aumenta (la nómina), pero está perfectamente analizado el impacto que esto tendrá en la nómina y no nos saca de lo que está presupuestado para ejercerse en el rubro de la administración central”. Negó también que la reestructuración sea para cubrir pagos políticos.
El salario base del rector es de 60 mil pesos mensuales, mientras que el de un director general es de 40 mil, y 30 mil de un director de área.
La UAG gasta en promedio 17 millones de pesos quincenales para el pago de salarios base. De acuerdo a un copia de la nómina universitaria, en 2008 la institución gastaba cada 15 días 16 millones 752 mil 912 pesos con 73 centavos, pero con compensaciones extras, como material de trabajo y didáctico, prima de antigüedad, productividad, horas extras, vacaciones, bonos, becas para hijo de trabajador, despensa familiar, ayuda para transporte y renta, seguro de orfandad, guardias, entre otras, pagó 26 millones 130 mil 619 pesos con 39 centavos a 6 mil 526 empleados, según la segunda quincena de mayo de ese año.
Si la reestructuración de la administración central significará un incremento de 5 por ciento, según el secretario general, y considerando los números de esa quincena de mayo, es decir que quincenalmente la UAG pagaría un millón 306 mil 500 pesos más, o sea casi 28 millones de pesos quincenales por concepto de salario.
.
Consulta de:
http://www.lajornadaguerrero.com.mx/2013/04/17/index.php?section=sociedad&article=006n1soc
 

No hay comentarios: