domingo, 27 de abril de 2014

Numerosas reformas en curso

Ante el alud, “estamos como un poco lentos, sin saber qué hacer”: Omar Rábado

Aturde a la sociedad el número de reformas en curso, critica Cencos

Hace falta que la sociedad se involucre y que la autoridad haga valer las reglas, dice el activista
México es de los países con más recomendaciones internacionales en derechos humanos, señala
HÉCTOR BRISEÑO ( )
Las organizaciones civiles no hemos podido reaccionar ante el avasallamiento que representan las reformas estructurales impulsadas por el gobierno de la República, advirtió el director del Centro Nacional de Comunicación Social (Cencos), Omar Rábago Vital, quien participó en la Jornada Académica de Comunicación y Ciudadanía, organizada por la Universidad Loyola en el edificio de negocios Costera 125.
Rábago Vital advirtió que “como que están aventando todas las reformas casi al mismo tiempo, y no podemos solos contra ellas; estamos como un poco lentos, sin saber qué hacer o cómo reaccionar”.
El director ejecutivo del Cencos dijo que es imperante organizarse desde la sociedad civil para hacer valer la voz de los ciudadanos en una variedad de temas que afectan directamente en su vida cotidiana, como la formulación de leyes o el respeto a sus derechos humanos.
Señaló que la reforma política se quedó sin vincular a los representantes políticos con sus representados, quienes no saben cómo exigir, o en muchos casos no conocen a sus representantes y no saben cómo incidir en su desempeño.
En ese sentido, Rábago Vital mencionó que, no obstante la existencia de leyes y mecanismos en materia de garantías individuales en México, hace falta que la sociedad se involucre y que la autoridad haga valer las reglas establecidas.
Criticó que en México las leyes toman en cuenta hasta el último a las víctimas y sus familiares.
Señaló que México es uno de los países que ha recibido más recomendaciones de organizaciones internacionales de defensa de los derechos humanos.
Debido a ello, el director del Cencos recomendó a estudiantes involucrarse en temas sociales y visibilizar los temas que afectan a una comunidad a través de documentales, reportajes e informes; y además, pasar de la denuncia a la propuesta.
Manifestó que “los nativos digitales poseen nuevas herramientas que suman a la defensa de derechos humanos, representan una generación de refresco”; y añadió que “los tiempos cambian: ahora se puede ser activista desde su trinchera, compartir, hacer un video. Las luchan van cambiando y se adaptan”.
.
Consulta en:

No hay comentarios: